La imaginación da para mucho. Tanto que alguien se ha dedicado a pintar en distintos elementos de la vía pública por las calles de Barcelona, una versión muy fantasiosa del presidente del Gobierno Pedro Sánchez, que ha hecho despertar Barcelona con varias caricaturas del líder socialista repartidas por la ciudad.

Con un reflejo muy real al de su aspecto facial, los autores de las pintadas de homenaje al jefe del ejecutivo han pintado un Sánchez disfrazado de ‘superman’ con capa roja y una bandera republicana en el pecho, valor que defendía antes de llegar a ser Presidente.

La actitud de Pedro Sánchez en las pintadas que han aparecido por el centro de Barcelona, es de un posado chulesco, muy similar al del día a día del jefe del ejecutivo socialista, con los brazos cogidos a la cintura y una sonrisa de oreja a oreja.